Puerto Rico 19 enero 2022

Casi la mitad de los viajeros han llegado a Puerto Rico sin la prueba de COVID-19 pese a orden ejecutiva

Optan por la opción de realizarse el examen una vez están en la isla, pero no está claro cuántos completan el proceso

Aunque existe una orden ejecutiva firmada por el gobernador Pedro Pierluisi que exige que todo viajero que llega a través de los aeropuertos debe presentar un resultado negativo de COVID-19, casi la mitad de los han llegado desde el 27 de diciembre pasado -cuando entró en vigor la medida- han entrado al país sin presentar ese examen.

“Desde el 27 de diciembre, un 49.6% de las personas han llegado con prueba antes de llegar a Puerto Rico y un 48.1% han seleccionado realizarse la prueba en Puerto Rico”, indicó Sylvianette Luna Anavitate, directora de la Oficina de Epidemiología del Departamento de Salud, en declaraciones a El Nuevo Día.

Los viajeros que presentaron la prueba al llegar, debían haberse hecho el examen durante las 48 horas antes de ru arribo a la isla, y su resultado debía ser negativo. Las personas que no lleguen con prueba negativa tendrán 48 horas para hacérsela a nivel local o serán multadas. Salud no tenía disponible cuántos de los viajeros que llegaron sin prueba habían cumplido con el mandato en el tiempo correspondiente.

Aunque esa medida solo garantiza que el coronavirus no fue detectado en la persona al momento de realizarse la prueba, antes de arribar a la isla, se trata de una garantía mayor frente a los viajeros que optan por realizarse el examen de laboratorio una vez están dentro del país.

La orden ejecutiva 081, que establece que todo pasajero —vacunado o no— que viaje a Puerto Rico por vuelo doméstico deberá presentar una prueba negativa de COVID-19, responde al repunte de contagios que ha provocado la variante ómicron en el archipiélago y a nivel global.

Los pasajeros de vuelos domésticos que no estén vacunados tienen que hacer una cuarentena de siete días, independientemente de que lleguen con o sin prueba negativa. Mientras, en cuanto a los vuelos internacionales, por mandato federal todo viajero debe contar con una prueba negativa de COVID-19.

El esfuerzo de vigilancia genómica de Salud con pruebas aleatorias en el Aeropuerto Internacional Luis Muñoz Marín, evidencia la presencia del SARS-CoV-2 entre los viajeros que llegan sin prueba de COVID-19 a Puerto Rico.

Desde que comenzó la iniciativa el 6 de diciembre de 2021, Salud ha realizado 3,521 pruebas a viajeros que voluntariamente acceden al examen, hasta ayer. Del total de muestras, 462 han arrojado un resultado positivo, lo que se traduce en un 13.1% de positividad, informó Luna Anavitate. Todas las muestras positivas serían secuenciadas para determinar la variante de SARS-CoV-2 correspondiente, aunque Salud no pudo ofrecer datos sobre esos resultados ayer.

En diciembre llegaron a Puerto Rico alrededor de 550,000 viajeros, con un promedio de 18,000 diarios. “Eso concuerda con lo que son las actividades festivas y las navidades en Puerto Rico, que es temporada alta de viajeros”, manifestó Luna Anavitate. El pasado año el mes con el mayor tráfico de viajeros fue julio, con sobre 600,000, indicó Salud. En lo que va del 2022, el promedio diario de viajeros ronda los 10,000 a 12,000.

Desde julio de 2020, en los aeropuertos se han monitoreado 5,484,481 viajeros a través del sistema de monitoreo automatizado de la plataforma digital SARA Alert (Situational Awareness and Response Assistant, en inglés), entre los cuales Salud ha detectado alrededor de 7,700 casos de COVID-19. “Eso redunda en la importancia de que las personas completen la declaración de viaje. Es una segunda barrera que nosotros como Departamento de Salud tenemos”, apuntó la directora.

Completar la Declaración de Viaje es un requisito obligatorio de entrada a la isla. Un matrimonio que no llenó la Declaración cuando llegó el pasado 2 de enero al aeropuerto internacional Luis Muñoz Marín se expone a seis meses en prisión o multas de hasta $5,000, confirmó el pasado miércoles el director de la Oficina de Investigaciones de Salud, Jesús Hernández. La pena final será estipulada por un tribunal una vez se complete el juicio contra Zulma Figueroa Córdova, de 53 años, y Luis Ángel Colón, de 44 años, que está pautado para el próximo 8 de febrero.

La directora de la Oficina de Epidemiología indicó a este medio que, hasta ayer, no se había reportado ningún otro incidente similar en los aeropuertos, tras lo ocurrido el 2 de enero. “Como regla general, lo que vimos es una excepción a la norma. [...] Como Departamento de Salud, nuestra intención es que (los viajeros) puedan disfrutar de Puerto Rico de una forma segura”, manifestó.

Fuente: elnuevodia.com

Notas Relacionadas

Deja tu comentario