Deportes 05 marzo 2019

Investigan a Arroyo por presunta violación al tope salarial

Arroyo reclamó sumas relacionadas a sus servicios como jugador y a un acuerdo mediante el cual la franquicia tendría derecho a explotar comercialmente su figura.

El Baloncesto Superior Nacional (BSN) emitió ayer una resolución y orden mediante la cual ordenó al jugador de los Leones de Ponce, Carlos Arroyo, producir información y documentos como parte de una investigación por posibles violaciones al tope salarial individual.

La investigación, según informó el BSN en comunicado de prensa, inició como resultado de una solicitud del propio Arroyo para el pago de sumas relacionadas a su participación con los Cangrejeros de Santurce durante la temporada 2015 del BSN.

“Es de 2015, pero lo que pasa es que surge por una solicitud que hizo hace unos pocos meses un abogado de Carlos Arroyo a la liga. Por esa razón es que surge tan tarde”, expresó el presidente del BSN, Fernando Quiñones, a EL VOCERO.

En esa temporada, el tope salarial individual ascendía a $120,000 más bonos aprobados por el BSN y por disposición reglamentaria ningún jugador podía recibir compensación alguna en exceso a dicha suma.

Arroyo reclamó sumas relacionadas a sus servicios como jugador y a un acuerdo mediante el cual la franquicia tendría derecho a explotar comercialmente su figura.

“El abogado de él envió una reclamación al BSN solicitando un cobro de dinero y cuando el director de torneo ve la solicitud que se recibió, era por encima del tope salarial. La deuda era más de lo que era el tope de la liga”, añadió Quiñones

De acuerdo con la reglamentación del BSN, este tipo de acuerdo no está permitido. Asimismo, el contrato modelo aprobado por el BSN no dispone que las franquicias tienen ese derecho como parte de los acuerdos con sus jugadores.

El jugador deberá producir documentos e información relacionados a la investigación y comparecer a una vista ante el BSN como parte de la investigación iniciada.

Arroyo se expone a una multa y a una suspensión por varios juegos o de una temporada completa.

“Nuestro reglamento fue enmendado recientemente y antes lo que existía solamente era la suspensión de un año. Pero ahora hay unas sanciones mucho menores”, apuntó Quiñones.

Al cierre de esta edición, EL VOCERO intentó comunicarse con el asesor legal del armador fajardeño, el licenciado Ricardo Carrillo, pero las gestiones resultaron infructuosas.

Fuente: elvocero.com

Notas Relacionadas

Deja tu comentario