EDUCACIÓN19 junio 2019

Detectan irregularidades en cierre de escuelas

Este primer informe de la Contraloría cubre el periodo del 1 de enero de 2014 al 30 de junio de 2018

Un informe de la Contraloría de Puerto Rico reveló desviaciones de ley y de reglamentación en el proceso de cierre o consolidación de escuelas en la Región Educativa de Humacao. De una muestra de las 84 escuelas consolidadas se encontró que, luego de estar cerradas hasta por más de un año, todavía tenían conectados uno o ambos servicios de agua y energía eléctrica.

Por estos servicios, el Departamento de Educación (DE) había pagado $167,747 al 8 de noviembre de 2018.

Por esto, se emitió una opinión cualificada de las operaciones fiscales de la referida región educativa. Una opinión cualificada se emite cuando los incumplimientos individuales o en conjunto son significativos, pero no generalizados.

La auditoría de un hallazgo señaló que una de las escuelas mantenía dos cuentas bancarias abiertas por $11,990. Esta situación es contraria a las Directrices para el Cierre de las Cuentas Bancarias de las Escuelas Intermedias Incluidas en el Rediseño y Consolidación emitida el 2 de junio de 2017.

Los auditores observaron la falta de protección a la propiedad pública y a los documentos que contienen información sensitiva. Por ejemplo, tres escuelas cerradas habían sido vandalizadas e invadidas; una de ellas, cercada con alambres, tenía ganado y un caballo en el patio.

Otras escuelas cerradas tenían equipo como laptops, impresoras, televisores, pizarras electrónicas, equipos de laboratorio, y otros abandonados y sin cuantificar. Una de las escuelas mantenía los expedientes de estudiantes y del personal con datos sensitivos como números de teléfono y de Seguro Social, nombres, direcciones y diagnósticos y tratamientos de estudiantes de educación especial.

El Departamento de Educación no había actualizado en el Sistema de Información Financiera (SIFDE), el inventario de seis escuelas cerradas a pesar de haber transcurrido más de 10 meses desde sus cierres. Estas escuelas tenían registrado en el SIFDE, 4,938 unidades de propiedad por $725,621. Esta situación ocasiona que el inventario de la propiedad esté sobrevalorado.

Contrario a la reglamentación vigente, la escuela Fernando Roig en Las Piedras, designada como centro para conservar los expedientes, también conocido como centro de récord, no tenía un sistema de clasificación y archivo de documentos. El centro no cuenta con inventario de documentos, ni personal para realizar las funciones de un archivero. Los expedientes estaban en cajas colocadas en el piso, algunos con acumulación de hongos y polvo en suelos inundados.

Las situaciones comentadas en el informe obedecieron a que los directores escolares no cumplieron con su responsabilidad y a que las cartas circulares del año fiscal 2018 no contaban con disposiciones claras sobre los procesos de cierre y consolidación de escuelas.

Este primer informe cubre el periodo del 1 de enero de 2014 al 30 de junio de 2018.

Fuente: elvocero.com

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario