Huracanes 28 julio 2020

Vigilantes en el Nmead ante la cercanía de disturbio atmosférico

Aunque el desarrollo del fenómeno es incierto, el comisionado Nino Correa dijo que no bajarán la guardia ante su posible impacto

Independientemente del rumbo que tome el disturbio atmosférico que amenaza con acercarse a la zona del Caribe a finales de esta semana, el comisionado interino del Negociado para el Manejo de Emergencias y Administración de Desastres (Nmead), Nino Correa, sostuvo ayer que no bajarán la guardia por sus posibles efectos, particularmente ante la fragilidad del área sur del país tras los terremotos de principios de año.

“El detalle de estos sistemas es que, regularmente, el área norte del disturbio es la más fuerte y, si pasa por el sur de Puerto Rico, independientemente cómo pase, estaríamos recibiendo un impacto mayor en el sur, que está bastante afectada y, en ese sentido, no podemos bajar la guardia”, sostuvo Correa.

Ayer, los pronósticos de desarrollo y trayectoria del sistema de baja presión eran inciertos, aunque apuntan a que tenía un 80% de probabilidades de transformarse en tormenta los próximos días. Unos modelos ubicaban al fenómeno atmosférico pasando por el sur, mientras otros lo dirigían más al norte.

“Ya mañana el Servicio Nacional de Meteorología (SNM) tendría un cuadro más claro con relación a su movimiento de traslación y, mientras tanto, seguimos afinando lo que tenemos”, dijo Correa

“Esto son sistemas naturales impredecibles. Aquí, lo importante es mantener la calma y no bajar la guardia y, en ese sentido, la preparación es importante”, agregó.

El domingo, los comisionados bajo la sombrilla del Departamento de Seguridad Pública se reunieron con la gobernadora Wanda Vázquez Garced para discutir el plan a seguir ante lo que se perfila como una temporada de huracanes activa. Entre los temas abordados, precisó Correa, estuvo la disponibilidad de refugios en la zona sur debido a que muchas escuelas de la región sufrieron daños por los sismos.

Correa dijo que el alcalde de Guánica, Santos Seda, identificó un lugar de desalojo en el cual se puede mantener distancia entre las personas. No obstante, trabajan en instalar una cisterna y un generador eléctrico en el lugar.

“Queremos ayudar a los 10 directores regionales del Negociado para darle el apoyo a los municipios. En el camino, nos hemos ido preparando para tener esas herramientas disponibles, y te puedo decir que las tenemos”, expresó.

También han identificado centros comunales, canchas y hoteles como refugios sustitutos. “Esas alternativas se han discutido con los alcaldes y se han identificado conforme a sus necesidades. Cada alcalde tiene su plan”, puntualizó.

Sobre la preparación del gobierno para el impacto de un ciclón a casi tres años del huracán María, Correa sostuvo que la experiencia vivida sirve de ejemplo para no repetir errores. Reconoció, sin embargo, que siempre pueden haber fallas.

“Ante un desastre, por más preparado que estés, hay cosas que vamos a saber ejecutar y otras que no salgan bien, pero no se vale fallar en la atención de nuestra gente. Hay gente que, desde María, está esperando que se les ayude, y estamos limpiando el camino”, sostuvo Correa.

Fuente: elnuevodia.com

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario