Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a americateve. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
27 de septiembre de 2022
Salud

Alerta ante el peligro de la leptospirosis

Las secuelas de Fiona mantienen a las autoridades sanitarias en vigilancia ante el posible desarrollo de enfermedades y un problema mayor de salud pública

27 de septiembre de 2022 - 11:59

A nueve días del paso de las inundaciones y la devastación del huracán Fiona, el gobierno está en alerta ante el riesgo de que aumenten los casos de leptospirosis, enfermedad letal producto del contacto con tierra o agua contaminada por el líquido corporal —como la orina— de animales infectados.

También está vigilante a los casos de enfermedades arbovirales, incluyendo las transmitidas por el mosquito Aedes aegypti, causante del zika, dengue y chikungunya.

En entrevista con EL VOCERO, el secretario del Departamento de Salud, Carlos Mellado, expresó que le preocupa la situación de salud pública y aseguró que intentan mitigar que se desencadenen brotes en los municipios, tal y como ocurrió cuando el paso del huracán María, el 20 de septiembre de 2017.

Tras el paso de Fiona, en la Isla están las condiciones perfectas para que estas enfermedades se desarrollen, pues luego del ciclón, el 18 de septiembre, muchos hogares quedaron inundados y aun los sistemas de energía y agua potable no están restablecidos al 100%, lo que dificulta que la ciudadanía tenga un mayor nivel de salubridad.

“Mi preocupación siguen siendo todas las enfermedades arbovirales que sabemos que pueden ser complicadas y obviamente la leptospirosis es algo que asusta bastante, porque el índice de mortalidad es bastante elevado porque comienza con una sintomatología (leve) y el paciente decide tomarse unos medicamentos y quedarse en su casa, lo que no es correcto”, alertó Mellado.

Hasta el momento, se han reportado siete casos sospechosos de esta enfermedad. En comunicado de prensa, Salud explicó ayer que a todos los pacientes se les tomó una muestra y esperan por resultado. No obstante, se informó que por tratarse de una enfermedad letal, todos los pacientes comenzaron el tratamiento con antibiótico. Previo al huracán Fiona solo se habían reportado dos casos en la Isla.

La leptospirosis es una enfermedad infecciosa causada por bacterias que pueden producir infecciones potencialmente mortales en los riñones, el hígado, el cerebro, los pulmones o el corazón.

Según los datos publicados por Salud, los casos responden a cuatro hombres y tres féminas —entre las edades de 10 a 69 años— de las regiones de Bayamón, Metro, Ponce, Caguas y Mayagüez. Hay un caso sospechoso que por la sintomatólogía, el secretario de Salud entiende que arrojará positivo a esta enfermedad.

“A mi entender, como clínico que he tenido pacientes con leptospirosis y tuve un caso familiar personal —en donde falleció (la persona)— pues puedo decir que (ese caso sospechoso) tiene todas las características de leptospirosis y por eso se le está dando el tratamiento de antibiótico adecuado”, abundó Mellado.

Alertó sobre el periodo de incubación de la leptospirosis, que es de dos a 30 días, aunque la mayoría de los casos se producen de cinco a 14 días después de la exposición. Detalló que algunos de los primeros síntomas son fiebre, dolor de cabeza, muscular o abdominal, así como ojos enrojecidos, vómitos, diarrea, ictericia, sarpullido y tos.

“Cuando tienes empozamientos de agua, y recordando que las ratas también buscan la manera de sobrevivir, pues toda superficie de una casa que estuvo inundada bajo agua se tiene que limpiar bien”, advirtió. “Es importante que aquellas casas donde no tuvieron agua la dejen correr bastante y si la van a ingerir, que la hiervan”, añadió.

Enfermedades arbovirales

Mellado aseguró que trabajan junto al personal de epidemiología y salud ambiental en la fumigación de las comunidades. Informó que “se están encontrando focos donde hay larvas” de mosquitos y que han trabajado situaciones en los municipios de Loíza, Toa Baja y Toa Alta.

El secretario también informó que hay más casos de dengue. Según el último Informe Semanal de Enfermedades Arbovirales —que comprende del 20 al 26 de agosto— se han reportado 11 casos confirmados de dengue. Sin embargo, suman 196 los casos confirmados y 40 probables de dengue en 2022. Del total, 87 requirieron hospitalización y nueve fueron catalogados como casos severos.

Mellado indicó que no se han registrado casos confirmados de zika y chikungunya.

“Ayer (domingo) estuvieron en Loíza. Hoy (lunes) van para Toa Baja y estamos yendo por todos los municipios que entendemos son focos de dengue para tratar de empezar el proceso de asperjación. No hemos visto un aumento (de este tipo de casos). Estamos mitigando”, agregó Mellado a preguntas de este medio.

Especificó que Loíza “tiene un área que está totalmente empozada. Había peces muertos y gracias a Recursos Naturales, Salud Ambiental y la Guardia Nacional, se pudo hacer el recogido de la mayoría de los peces”. Esto ocurrió en las comunidades de Villa Santos y Melilla.

Hace dos días, la alcaldesa de Loíza, Julia Nazario, recurrió a las redes sociales para alertar sobre la situación. Según se informó, han recogido más de 300 libras de lobinas.

“Aunque estamos seguros de que hay una agencia responsable de este trabajo, no podemos dejar a estos residentes con esta lamentable situación”, expresó la alcaldesa.

Ayer, Mellado aseguró que habían hecho las gestiones pertinentes. “Allí, (personal de) epidemiología estuvo en el día de ayer (domingo) haciendo un análisis completo, orientando a la ciudadanía casa por casa y trabajando con los arbovirales”, detalló.

Preocupa aumento de muertes

Mellado expresó que le preocupa que el número de muertes directas o indirectas del huracán Fiona aumente. Hasta ayer, la cifra de decesos vinculados al huracán asciende a 16.

“Siempre que hay una fatalidad a nosotros nos preocupa grandemente. De hecho, si hablamos de estadísticas, el año pasado hubo 1,579 muertes adicionales a covid-19. ¿Por qué? Porque hubo una falta de acceso a servicios de salud por la situación de que la gente tenía miedo. Eso pudiera estar pasando ahora”, admitió.

El funcionario hizo un llamado a que los profesionales encargados de certificar la muerte de una persona se aseguren de cumplir los protocolos correspondientes, conforme a la Guía de Referencia para la Certificación de Muertes relacionadas a desastres, que provee el Registro Demográfico y los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés).

“El problema es que no lo llenan por completo. No someten toda la información. Estamos haciendo un llamado para que lo llenen. Por ejemplo, hay un anejo en que tienes que decir, a tu mejor juicio, si hubo un factor determinante social o un factor externo que haya contribuido a esa muerte. Si un paciente se muere de fallo respiratorio y dentro del determinante social estaba que no tenía electricidad ni un generador”, explicó.

FUENTE: elvocero.com

27 de septiembre de 2022 - 11:59

Deja tu comentario

¿Querés estar informada/o las 24hs?

Suscribite a nuestro Newsletter