Puerto Rico 02 junio 2017

De $202 millones el corte a la UPR

Se trata de un corte de 26% más de lo que se esperaba en el primer centro docente del País

La Universidad de Puerto Rico (UPR) se enfrenta a un recorte de $202 millones para el próximo año fiscal, lo cual es 26% más de lo anticipado por el gobierno de Ricardo Rosselló y supone una dificultad mayor para las contrataciones de docentes y la sostenibilidad de la oferta académica en los 11 recintos.

Esta es la primera vez que el gobierno prepara un presupuesto sin la anuencia de la comunidad universitaria, que tiene su propio proceso de vistas públicas en la Junta Universitaria previo a ser aprobado por la Junta de Gobierno de la UPR. El escenario cambió drásticamente tras la colocación de la UPR como “entidad cubierta” por la Ley de Supervisión, Administración y Estabilidad Económica (Promesa, en inglés), pues la Junta Federal de Control Fiscal pasó a tener el poder decisional sobre la institución.

Proyectaron además un incremento de $37.8 millones en ingresos propios y otros ingresos, sin especificar si eso se debe a un aumento del costo de matrícula o contratos con agencias gubernamentales.

Tomados por sorpresa

La Autoridad de Asesoría Financiera y Agencia Fiscal (Aafaf) le había comunicado a la administración universitaria que el recorte para este primer año fiscal iba a ser de $149 millones, en base a lo cual los rectores estaban preparando sus presupuestos con una reducción de entre 5% a 15%. Esa propuesta de presupuesto se iba a presentar en vistas públicas de la Junta Universitaria, que tomarían lugar en una semana.

“Estamos sorprendidos con la nueva cifra de recortes a la UPR que se incluyó en el documento de presupuesto del Gobierno de Puerto Rico. Los ejercicios de presupuesto con las 11 unidades de la UPR para el próximo año están bastante adelantados y se han hecho a base de $149 millones”, indicó la directora interina de presupuesto de la administración central de la UPR, Leticia Fernández, en declaraciones para EL VOCERO.

Fernández indicó que estaban haciendo gestiones para comunicarse con Aafaf y la Oficina de Gerencia y Presupuesto para que les confirme cuál es la cantidad final de los recortes, pero no obtuvieron respuesta.

El rector de Cayey, Mario Medina, dijo que el efecto de esto será una reducción notable en la contratación de la facultad y por ende una disminución de las secciones que ofrecen a los universitarios, así como el despido de puestos de confianza. Medina explicó que casi el 90% del presupuesto de Cayey se va en nómina, por lo que no tienen mucho más de donde recortar.

Fuente: elvocero.com

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario