Puerto Rico 14 mayo 2020

Representante interpela a la secretaria del Trabajo

Por retraso en la otorgación de beneficios a trabajadores

El representante José “Conny” Varela anunció hoy la presentación de una interpelación contra la secretaria del Departamento del Trabajo, Briseida Torres Reyes, para que rinda cuentas sobre la situación que afecta a miles de empleados que han visto retrasada la otorgación de beneficios.

La solicitud de interpelación se hace mediante una resolución al amparo de las secciones 12.18 y 18.5 del reglamento de la Cámara de Representantes, que provee un mecanismo para que los legisladores puedan requerir la presencia de jefes de agencia de la rama ejecutiva mediante sesión especial.

“En los pasados días se han incrementado las quejas por el pésimo funcionamiento del sistema de la página electrónica del Departamento del Trabajo y que los teléfonos provistos no son contestados. Eso ha hecho que miles de personas, a riesgo de contagio, abarroten las oficinas regionales de esta agencia, en reclamo de sus derechos como trabajadores”, señaló el político del Partido Popular Democrático (PPD).

Agregó que “esta situación es inaceptable y derrota todo esfuerzo para salvaguardar la vida y seguridad de los trabajadores puertorriqueños. Hasta la propia gobernadora Wanda Vázquez Garced calificó de inaceptable lo que ocurre allí”.

El legislador se refería a las manifestaciones de la primera ejecutiva al visitar, de forma sorpresiva, esa dependencia a finales de abril, confirmando las fallas tecnológicas del sistema computadorizado del Programa de Asistencia de Desempleo por Pandemia (PUA, siglas en inglés) para que los ciudadanos puedan solicitar los beneficios durante la emergencia del Covid-19.

“Miles de familias se quedaron sin recursos para comprar alimentos, productos de limpieza y materiales de seguridad. Ya no cuentan con su único sustento, que es su salario y urgen recibir los beneficios del seguro por desempleo y de lo que se canalice por el PUA. Mientras el pueblo pasa estas vicisitudes, la secretaria del Trabajo pidió, de forma insensible, que tuvieran paciencia”, indicó Varela.

A su entender, “esta situación está provocando un desasosiego y malestar que pudiera desencadenar en consecuencias lamentables. El recurso humano es la base y fundamento de toda economía y sociedad. Por tal razón, existe un derecho constitucional a la protección de la salud y seguridad de los trabajadores, lo que exige que el Departamento del Trabajo esté a la altura de las circunstancias y cumpla con su deber”.

Notas Relacionadas

Deja tu comentario