Puerto Rico11 julio 2019

Van por más controles a los fondos federales

Legisladores novoprogresistas se reúnen de emergencia ante los arrestos por corrupción

Los legisladores del Partido Nuevo Progresista (PNP) fueron convocados ayer a una reunión de emergencia en la oficina del presidente del Senado, Thomas Rivera Schatz, para discutir todo lo relacionado al arresto por parte de las autoridades federales de la exsecretaria de Educación, Julia Keleher, la exdirectora ejecutiva de la Administración de Seguros de Salud (ASES), Ángela Ávila, y otras figuras allegadas al gobierno.

Tras el encuentro, Rivera Schatz dijo que pautaría para esta semana una reunión entre el liderato legislativo, el gobernador Ricardo Rosselló y la comisionada residente Jenniffer González. No precisó hora ni lugar, pero sí dijo que buscarían “controles y rigores adicionales para que no ocurra lo que ocurrió hoy (ayer)”.

“En esencia, la reunión que hemos sostenido el equipo legislativo con el secretario de Asuntos Públicos, Anthony Maceira, obedece a la molestia e indignación que hemos sentido con los arrestos que se han llevado a cabo. Máxime cuando nuestro gobierno ha estado haciendo un esfuerzo gigante para mejorar la calidad de vida de todos los puertorriqueños”, expresó.

EL VOCERO supo que existía la posibilidad de que al interior del PNP se estuviera discutiendo el residenciamiento del gobernador. No obstante, esta información fue negada por Rivera Schatz y el presidente de la Cámara, Carlos “Johnny” Méndez.

A la oficina de Rivera Schatz llegaron varios representantes y senadores de mayoría, quienes ante la presencia de la prensa intentaron ser sigilosos a su entrada. Por ejemplo, la senadora novoprogresista Evelyn Vázquez llegó al Capitolio vestida con ropa para ejercitarse.

Trabajando por “la gente buena”

“Nuestro ánimo es sentarnos con el gobernador, los alcaldes y la comisionada residente para discutir el escenario y decirle a Puerto Rico que nos mantenemos trabajando y que el gobierno sigue trabajando en función de la gente buena que nos eligió”, dijo el líder senatorial.

En tanto, Méndez expresó que “todo acto de corrupción molesta y máxime cuando es una acción que distrae de una administración que ha tomado los pasos necesarios para enderezar las finanzas públicas, renovar el gobierno y restaurar la fe de los ciudadanos en el aparato gubernamental”.

“Estas acciones nos indignan y más porque son personas sobre las que el gobernador depositó su entera confianza y que le fallaron a la confianza del señor gobernador. Necesitábamos que el gobernador regresara para dialogar lo sucedido y dentro de ese diálogo poner los asuntos en justa perspectiva”, indicó Méndez.

En peligro las asignaciones

Ambos líderes legislativos coincidieron en que la llegada de fondos federales para la recuperación de Puerto Rico podría afectarse tras los arrestos. Es una preocupación que discutirán cuando llegue el primer ejecutivo. “Queremos que haya controles adicionales y poner todo en perspectiva”, dijo Rivera Schatz, quien reconoció a EL VOCERO que buscarán explicaciones sobre lo ocurrido.

Hubo otros representantes novoprogresistas que lamentaron los arrestos y las acusaciones que fueron explicadas por la Fiscalía federal en conferencia de prensa. A Keleher y a Ávila se les imputan cargos por lavado de dinero, conspirar para cometer fraude y fraude electrónico, entre otros cargos.

“Es duro pensar que haya tanta gente capaz de fallarle a todo un pueblo. Entiendo lo decepcionados que están, porque no trabajamos para esto. Esperemos que las autoridades federales hagan su trabajo y cada quien, sin distinción, que asuma las consecuencias de sus actos”, expresó la presidenta de la Comisión cameral de lo Jurídico, María Milagros Charbonier.

Indignado Juan Dalmau

Mientras tanto, el senador independentista Juan Dalmau expresó su indignación a través de las redes sociales. “¡Esto está K...! Se acabó la poesía y los paños tibios. El País pobre y sin servicios, azotado por María, ve la repetición del pillaje y la corrupción. Y que los arrestos se vinculen a salud y educación, servicios para envejecientes y niños, los más vulnerables, es indignante. El coraje es enorme por la corrupción que impide servicios a niños de educación especial, en el impacto de cerrar escuelas, en maestros poniendo de su bolsillo para enseñar, los envejecientes sin servicios médicos, enfermos sin plan médico”, apuntó.

Fuente: elvocero.com

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Deja tu comentario