Puerto Rico 08 agosto 2018

Enfrentará la justicia por crimen en hospital

Steven Sanchez Martir, detenido en la noche del lunes, fue identificado en dos 'line up".

Cargos por asesinato en primer grado, violación a la Ley de Armas y violación a la Ley de Sustancia Controladas fueron presentados esta noche contra Steven Sánchez Mártir, sospechoso de asesinar a Pedro Marrero Díaz el pasado jueves estando recluido en el hospital HIMA San Pablo en Caguas.

El sospechoso fue trasladado al Tribunal de San Juan, donde la jueza Geisa Marrero Martínez determinó causa para arresto en todos los cargos contra Sánchez Mártir y le impuso una fianza total de $1,160,00.

La fiscal Maribel Mojica llevará el caso y la vista preliminar fue señalada para el 28 de agosto.

“El apoyo de la ciudadanía fue sumamente importante para poder identificar a la persona que cometió este asesinato. Una vez identificado, pudimos procesarlo y ahora tendrá que enfrentar la justicia. El trabajo en conjunto con la Fiscalía de Caguas fue clave para la identificación del sospechoso. La gravedad de los cargos demuestra el reto a la autoridad por parte de este individuo, el menosprecio demostrado, su falta de respeto a la vida y a la seguridad de las personas que se encontraban allí”, manifestó en declaraciones escritas la secretaria del Departamento de Justicia, Wanda Vázquez Garced.

Al sospechoso, cuando fue detenido anoche en el caserío López Sicardó en Río Piedras, le ocuparon sustancias controladas, según la Policía.

A su salida de la Comandancia de Caguas, donde permaneció hoypor varias horas, Sánchez Mártir negó ser el autor de la muerte de Marrero Díaz, y dijo que “en su momento se verá” cuál es la realidad.

Precisamente, su abogada Jane Hoffman, contratada por la familia del arrestado, dijo a los medios que él no es el sospechoso de la muerte y que su cliente es usuario de drogas.

De hecho, para el 2017, en el registro de la Policía aparece como que Sánchez Mártir es una persona sin hogar.

El hombre, de 35 años, a preguntas de la prensa respondió en la afirmativa que necesita ayuda por su problema de adicción y que lo estaban confundiendo con otra persona.

Embed

Mientras, movió la cabeza en forma negativa para responder a la pregunta de si alquien le pagó para que cometiera el crimen, y en forma afirmativa de que negaba los hechos que se le imputan.

Insistió en que la Policía lo confunde con otra persona.

El director del Cuerpo de Investigación Criminales (CIC), el capitán Ricardo Haddock, dijo que “se verá en su momento en el juicio” cuando se le confrontó con las denuncias de Hoffman de que su cliente no se parece a la persona que sale en el vídeo y que fue tomado el día de los hechos a la entrada y salida del hospital.

Fuente: promerahora.com

Notas Relacionadas

Deja tu comentario