Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a americateve. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
25 de septiembre de 2020
COVID-19

Hoteleros urgen al gobierno a que realice más pruebas de COVID-19

También solicitan que, de ser necesario, se active a la Guardia Nacional para que sus efectivos ayuden a la Policía a hager cumplir la orden ejecutiva

25 de septiembre de 2020 - 09:49

Que se realice más pruebas moleculares de COVID-19, que se aumente la fiscalización de las propiedades de alquiler a corto plazo y que, de ser necesario, se active la Guardia Nacional, son algunas de las propuestas que fueron esbozadas ayer por portavoces de la Asociación de Hoteles y Turismo de Puerto Rico (PRHTA, en inglés), para controlar el avance de la pandemia y evitar un cierre total de la economía.

Resaltaron, además, la importancia de que el gobierno, en vez de imponer más restricciones a la actividad económica, haga cumplir las medidas dispuestas en las órdenes ejecutivas para frenar los contagios.

“Se le está haciendo la prueba solamente a quien tiene síntomas, pero se supone que se haga más pruebas para tener una radiografía del país y detectar las áreas que son foco (de contagios)”, resaltó Miguel Vega, presidente de HI Development, empresa que opera dos hoteles y tres casinos, y presidente del Comité de Casinos de la PRHTA.

La asociación propuso al gobierno que aumente las pruebas moleculares de COVID-19 y la rapidez en dar los resultados de estas para conocer la situación real y poder controlar los brotes. También recomendó robustecer el programa de monitoreo de casos para contar con datos más precisos y confiables acerca de dónde, cómo y cuándo se están produciendo los contagios para así poder implementar medidas puntuales para controlarlos.

“Hay que ver bien la data del Departamento de Salud (DS), ver dónde realmente está el problema y atacarlo, pero mientras no se ataque, no se supervise ni se penalice, vamos a seguir teniendo este tipo de incremento en contagios de COVID-19”, sostuvo el presidente de la junta de directores de la PRHTA, Pablo Torres, durante una conferencia de prensa en el área de Condado.

Hasta ayer, el DS había reportado 627 muertes de COVID-19, así como 21,156 casos confirmados y 22,688 probables. Con un total de 43,844 casos confirmados y probables, Puerto Rico es el segundo destino con mayor incidencia del virus entre las islas del Caribe, solo superado por República Dominicana, según la Organización Mundial de la Salud (OMS). También es la jurisdicción estadounidense con más casos y muertes de COVID-19 fuera de los Estados Unidos continentales, de acuerdo con datos del Centro para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC, en inglés). Tanto la OMS como los CDC suman los confirmados y probables.

Aun cuando los contagios siguen aumentando en la isla, los portavoces de la industria turística descartaron que un cierre casi total de la economía, como el que hubo en marzo pasado, sea la solución. Joaquín Bolívar III, propietario de dos hoteles en San Juan y Carolina y presidente del Comité de Dueños de la PRHTA, resaltó que los propios datos del gobierno apuntan a que un 67% de los brotes son de origen comunitario, que en su mayoría surgen de actividades familiares como fiestas, cumpleaños y velorios.

Por eso, entiende que las hospederías y otros negocios del sector turístico no son foco de contagio. “Ningún hotel ha sido notificado de que hubo un brote en sus instalaciones”, dijo Bolívar. Contrastó que, en cambio, los alquileres a corto plazo se prestan para que las personas renten casas con piscina en las que hacen fiestas donde no se utiliza mascarillas y se incumple con el distanciamiento físico requerido de seis pies entre personas para evitar el contagio.

Ante esto, la PRHTA solicitó al Estado que supervise a los alojamientos alternativos independientes -sobre todo los que se mercadean a través de plataformas digitales- y que imponga sanciones o multas a los dueños y operadores de estas propiedades por cada día de violación a las órdenes ejecutivas o que les ordene cerrar hasta nuevo aviso.

“Si se ataca el problema y se hace cumplir lo que ya está, estamos seguros de que la cosa va a cambiar”, expresó Clarisa Jiménez, principal oficial ejecutiva de la PRHTA. “Hemos visto situaciones donde hay personas caminando por la calle sin mascarillas, pasa la Policía y no las paran para decirles que se tienen que poner la mascarilla. Parte de la orden (ejecutiva) es que tienen que dar una multa. Aquí el problema mayor es la falta de cumplimiento a lo que ya está”.

Para asegurar que se cumpla lo dispuesto en las órdenes ejecutivas del gobierno, la PRHTA propuso que se incremente el personal de la Policía de Puerto Rico y que, de ser posible, se active la Guardia Nacional para dar apoyo en estas labores. “Creo que la Policía está haciendo el máximo posible y se están esforzando mucho en ayudar bajo estas circunstancias, pero tal vez no son suficientes”, expresó Torres.

La asociación, que cuenta con unos 400 socios de la industria turística, también recomendó hacer una campaña publicitaria masiva que exhorte a la población a seguir las medidas de prevención de contagio, como el uso de mascarillas, el distanciamiento físico y el lavado de manos, y dejar claro a la ciudadanía los riesgos y multas que conlleva no cumplir con las restricciones vigentes.

FUENTE: elnuevodia.com

25 de septiembre de 2020 - 09:49

Deja tu comentario

¿Querés estar informada/o las 24hs?

Suscribite a nuestro Newsletter