Puerto Rico 12 mayo 2021

Joe Biden escoge a Gustavo Gelpí para la vacante en el Primer Circuito de Apelaciones federales

La Casa Blanca anunció el nombramiento, que llenará el espacio que dejó la muerte del juez Juan Torruella

Washington D.C.- El presidente Joe Biden ha seleccionado al juezGustavo Gelpí como candidato a llenar la vacante que surgió en el Primer Circuito de Apelaciones federales tras la muerte de Juan Torruella .

Torruella, fallecido en octubre pasado a los 87 años y quien siempre mantuvo una oficina en la sede del Viejo San Juan del Tribunal Federal, fue el primero.

Gelpí, exprocurador general de Puerto Rico, fue nombrado juez federal en 2006 por el presidente George W. Bush. Aunque fue designado juez federal por un presidente republicano, el abogado Ignacio Rivera ha indicado que Gelpí es de tendencia demócrata.

“El juez Gelpí ha llevado una distinguida carrera legal y es ampliamente considerado por varias facciones políticas en Puerto Rico como un jurista justo e imparcial. Cuando falleció el juez Torruella el año pasado, perdimos a un gigante del sistema legal, una figura querida y pionera. Espero que el juez Gelpí continúe con su legado mientras hace historia por derecho propio como el segundo juez hispano en servir en el Primer Circuito. A lo largo de su carrera, el juez Gelpí ha sido un firme defensor de los derechos civiles y del pueblo de Puerto Rico. Insto al Senado a actuar rápidamente para confirmar su nominación”, indicó la congresista demócrata Nydia Velázquez (Nueva York).

Los jueces del Primer Circuito revisan las apelaciones de los tribunales federales de distrito de Puerto Rico, Massachusetts, Maine, Nuevo Hampshire y Rhode Island.

Gelpí tuvo el respaldo del gobernador Pedro Pierluisi, y los exgobernadores Ánibal Acevedo Vilá y Alejandro García Padilla. Según fuentes, cuando se comenzó a evaluar la candidatura de Oronoz Rodríguez, Acevedo Vilá y García Padilla ya habían apoyado a Gelpí.

Oronoz Rodríguez, sin embargo, obtuvo el apoyo recientemente del congresista demócrata Ritchie Torrres (Nueva York), quien, como la jueza, es parte de la comunidad LGBTTQ.

Gelpí fue procurador general de la isla entre 1990 y 2000, en la última etapa del gobierno de Pedro Rosselló. También fue secretario adjunto de Justicia para la Oficina del Consejero Legal. Comenzó su carrera como oficial jurídico del juez Juan Pérez Giménez y abogado litigante en el bufete McConnell Valdés.

Como juez, Gelpí ha argumentado que Puerto Rico, de facto, se ha convertido en un territorio incorporado. Una de sus decisiones recientes, en el caso Vaello Madero, está pendiente de revisión en el Tribunal Supremo de Estados Unidos.

En ese caso, Gelpí rechazó que por haberse mudado a Puerto Rico, José Luis Vaello Madero dejara de tener acceso al programa de Seguridad de Ingreso Suplementario (SSI) que recibía en Estados Unidos. Gelpí sostuvo entonces que el poder del Congreso sobre Puerto Rico “no es una carta blanca para encender y apagar a conveniencia los derechos fundamentales constitucionales del debido proceso e igual protección que disfruta un ciudadano de EE.UU. que se muda de un estado a Puerto Rico”.

Un panel del Primer Circuito de Apelaciones, liderado por Torruella, le dio la razón y determinó que a base del derecho constitucional a la igual protección de las leyes, no existe una base racional para excluir a residentes de la isla del programa SSI.

Aunque Biden ha prometido impulsar por legislación el acceso de los residentes de Puerto Rico al SSI, su gobierno mantuvo con vida el certiorari que presentó ante el Supremo federal en 2020 la administración de Donald Trump en busca de que se rechace la decisión del foro de apelaciones al que ahora puede integrarse Gelpí.

¿Cuál es el próximo paso?

Una vez el presidente Biden refiera el nombramiento al Senado, el asunto quedará bajo la consideración del presidente del Comité de lo Juridico, Richard Durbin (Illinois), en un cuerpo legislativo dividido por la misma mitad (50 a 50), con el voto decisivo, en caso de empate, de la vicepresidenta Kamala Harris.

Poco después de asumir la presidencia, Biden anunció que había retirado el nombramiento del juez Raúl Arias Marxuach, del Tribunal Federal de San Juan, a quien el entonces presidente Trump designó en dos ocasiones para la vacante que surgió tras la muerte de Torruella.

Otros cuatro boricuas han ocupado puestos de jueces en circuitos de apelaciones federales, incluida la actual jueza del Tribunal Supremo de Estados Unidos, Sonia Sotomayor, quien estuvo asignada al Segundo Circuito de Apelaciones, que tiene su sede en Nueva York.

Los tres jueces boricuas que en este momento ocupan curules en foros federales de apelaciones son: José A. Cabranes, Segundo Circuito; Julio Fuentes, Tercer Circuito, con sede en Filadelfia (Pensilvania); y Albert Díaz, del Cuarto Circuito, con base en Richmond (Virginia).

La intención de nombrar a Gelpí es parte de la tercera ronda de designaciones judiciales del presidente Biden, quien ha propuesto ya llenar 20 vacantes.

Biden también anunció hoy que se propone designar a Eunice Lee al Segundo Circuito de Apelaciones federales, a Veronica Rossman para el Décimo Circuito de Apelaciones federales, a Angel Kelley como candidata a jueza federal para el distrito de Massachusetts, Lauren King para jueza del distrito occidental del estado de Washington y Karen Williams como jueza federal de distrito en Nueva Jersey.

Fuente: elnuevodia.com

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario